Temas de salud

Diciembre de 2020

Cuidado a larga distancia

Foto de mujer joven que ayuda a su padre, un adulto mayor

¿Cuida de un amigo, padre u otro familiar que vive lejos? Si vive a una hora o más de distancia, usted es un cuidador de larga distancia.

Es posible que esté coordinando la atención o ayudando con las facturas y el papeleo. Podría comunicarse con los proveedores de atención médica. Y probablemente sea una fuente importante de apoyo emocional para su amigo o familiar. Realizar todo esto desde lejos puede ser un desafío.

Hay cosas que puede hacer para que los cuidados a distancia sean más manejables. Empiece por aprender todo lo que pueda sobre la salud y los tratamientos de su ser querido. Esto puede ayudarle a comprender sus necesidades de salud y anticiparlas en el futuro.

Organice el papeleo importante. De esa forma, estará todo en un solo lugar y actualizado. Además, asegúrese de que al menos un cuidador tenga permiso por escrito para recibir información médica y financiera. Si es posible, una persona debe mantener conversaciones con todos los proveedores de atención médica.

Mantenerse conectado es vital. Es posible que desee programar llamadas con los proveedores de atención médica y el personal del centro para hablar sobre el bienestar de la persona. Brinde información actualizada a los familiares de confianza sobre la salud y las necesidades de su ser querido.

También podría considerar la capacitación de los cuidadores. Algunas secciones locales de la Cruz Roja Estadounidense y otras organizaciones sin fines de lucro ofrecen cursos de cuidado.

Más consejos sobre cuidado a larga distancia.

Enlaces

Información relativa

Obtenga más información

Actualizada en Marzo de 2021