Temas de salud

Noviembre de 2022

Foto de un adulto mayor recibiendo una vacuna

Cuando llega el otoño, muchos de nosotros sabemos que es el momento de vacunarse contra la gripe o influenza. También es un buen momento para pensar en qué otras vacunas o refuerzos debemos recibir para proteger nuestra salud.

Estar al día con las vacunas es de especial importancia para los adultos mayores. Nuestro sistema inmunitario ayuda al cuerpo a combatir las infecciones, pero se debilita a medida que envejecemos. Las vacunas ayudan a fortalecer el sistema inmunitario.

Otras vacunas que son importantes para los adultos mayores son las vacunas contra el COVID-19, la neumonía, el herpes zóster y la DTP (tétanos, difteria y tos ferina).

Lo mejor es vacunarse contra la gripe a finales de octubre, de modo que esté protegido cuando comience la temporada de gripe. Pero no es demasiado tarde para vacunarse aunque pasen unos meses. Algunas vacunas contra la gripe están diseñadas especialmente para personas de 65 años o más.

Algunos estudios demuestran que las vacunas contra el COVID-19 reducen la probabilidad de enfermarse de gravedad o de tener que ir al hospital si se infecta con el virus. También reducen el riesgo de contraer la enfermedad. Las nuevas vacunas de refuerzo dirigidas a las variantes ómicron comenzaron a estar disponibles en el otoño de 2022.

La vacuna antineumocócica se recomienda a todos los adultos de 65 años o más, la cual brinda protección contra infecciones graves como la neumonía. En cuanto a las demás vacunas, la vacuna de refuerzo contra la DTP debe administrarse cada 10 años. Asimismo, la vacuna contra el herpes zóster es segura y eficaz para los adultos sanos de 50 años o más.

Protéjase manteniendo sus vacunas al día. Hable con un médico sobre cuáles necesita y si pueden administrarse juntas. Obtenga más información sobre las vacunas para los adultos mayores.

Enlaces

Información relativa

Obtenga más información

Actualizada en Noviembre de 2022