Temas de salud

Desde el momento en que nace, sus relaciones lo ayudan a aprender a navegar por el mundo. Aprende cómo interactuar con los demás, expresarse, llevar a cabo hábitos de salud cotidianos y ser parte de comunidades diferentes a las que lo rodean. Los hábitos sociales positivos pueden ayudarlo a construir sistemas de apoyo y mantenerse más saludable mental y físicamente. Haga clic en las imágenes para leer artículos sobre cada tema. También puede imprimir los listados por separado o todos juntos para compartirlos con otras personas o como un recordatorio para usted mismo.

PDF (406 KB)

 

6 estrategias para mejorar su salud social

Ilustración de un grupo de voluntarios.

Hacer conexiones

Las conexiones sociales pueden ayudar a proteger la salud y alargar la vida. Los científicos están descubriendo que nuestros vínculos con los demás pueden tener efectos poderosos en nuestra salud. Ya sea con familiares, amigos, vecinos, parejas románticas u otros, las conexiones sociales pueden influir en nuestra biología y bienestar. Busque formas de involucrarse con los demás.

Para encontrar nuevas conexiones sociales:

  • Únase a un grupo enfocado en su pasatiempo favorito, como leer, caminar, pintar o tallar en madera.
  • Aprenda algo nuevo. Tome una clase de cocina, escritura, arte, música o computadora.
  • Tome una clase de yoga, tai chi u otra actividad física nueva.
  • Únase a un grupo coral, compañía teatral, banda u orquesta.
  • Ayude con la jardinería en un jardín o parque comunitario.
  • Sea voluntario en una escuela, una biblioteca, un hospital o una institución religiosa.
  • Participe en eventos del vecindario, como la limpieza de un parque a través de su centro de recreación local o asociación comunitaria.
  • Únase a un grupo de la comunidad local o encuentre otras maneras de involucrarse en las cosas que le interesan.
  • Viaje a diferentes lugares y conozca gente nueva.

PDF (139 KB)

Ilustración de un hombre y una mujer mayores sonrientes sentados en un sofá con un bastón cerca de ellos.

Cuidarse mientras cuida a los demás

La mayoría de nosotros se volverá un cuidador en algún momento de su vida. El estrés y la tensión del cuidado pueden afectar su salud. Es importante encontrar formas de cuidar su salud mientras cuida a los demás. Según sus circunstancias, algunas estrategias de autocuidado pueden ser más difíciles de llevar a cabo que otras. Elija las que funcionen para usted.

Para cuidarse mientras cuida a los demás:

  • Pida ayuda. Haga una lista de maneras en que otros pueden ayudar. Por ejemplo, alguien podría sentarse con la persona mientras hace los quehaceres.
  • Organizarse. Haga listas de tareas pendientes y establezca una rutina diaria.
  • Intente tomar descansos todos los días. Encontrar cuidado de relevo puede ayudarlo a crear tiempo para usted o para pasar tiempo con sus amigos.
  • Manténgase al día con sus aficiones e intereses cuando pueda.
  • Únase al grupo de apoyo de un cuidador. Conocer a otros cuidadores puede darle la oportunidad de intercambiar historias e ideas.
  • Coma alimentos saludables y haga ejercicio tan a menudo como pueda.
  • Desarrolle sus habilidades. Algunos hospitales ofrecen clases sobre cómo cuidar a alguien con una lesión o enfermedad. Para encontrar estas clases, pregúntele a su médico o comuníquese con la Agencia de Envejecimiento de su área local. (en inglés)

PDF (213 KB)

Ilustración de un hombre, una mujer y un niño caminando con bolsas de una tienda de alimentos local.

Ponerse en movimiento con otros

Dónde vive, trabaja o va a la escuela puede tener un gran impacto sobre cuánto se mueve e incluso cuánto pesa. Ponerse en movimiento con otras personas en su comunidad puede tener un efecto positivo en sus hábitos de salud y crear oportunidades para conectarse. Puede ayudar a su comunidad a crear formas de alentar más actividad física.

Para ayudar a tener una comunidad más activa:

  • Comience un grupo de caminatas con amigos, vecinos o compañeros de trabajo.
  • Haga que las calles sean más seguras para caminar al respetar el límite de velocidad cuando esté al volante y ceder el paso a los peatones.
  • Considere unirse a un grupo de ejercicios de bajo o ningún costo o un equipo deportivo de la oficina, como softball o kickball, e inscriba a los niños en equipos deportivos comunitarios o lecciones.
  • Participe en los esfuerzos de planificación local para desarrollar senderos, aceras y senderos para bicicletas.
  • Trabaje con los padres y las escuelas para alentar a los niños a caminar o andar en bicicleta de forma segura a la escuela.
  • Únase a otros padres para pedir más actividad física en la escuela.
  • Pruebe diferentes actividades para encontrar las que realmente disfruta y diviértase mientras está activo.

PDF (152 KB)

Ilustración de un padre y una niña saltando a la cuerda.

Dar forma a los hábitos de salud de su familia

Muchas cosas pueden influir en un niño, incluidos los amigos, los maestros y las cosas que ven cuando se sientan frente al televisor o la computadora. Si es padre, sepa que su comportamiento diario también juega un papel importante en la formación del comportamiento de su hijo. Con su ayuda, los niños pueden aprender a desarrollar hábitos saludables de alimentación y actividad física que perduren a lo largo de sus vidas.

Para ayudar a los niños a formar hábitos saludables:

  • Sea un ejemplo a seguir. Coma comidas saludables en familia. Camine o ande en bicicleta en vez de mirar televisión o navegar en la Web.
  • Facilite la toma decisiones saludables. Ponga comida nutritiva donde sea fácil de ver. Mantenga las pelotas y otros equipos deportivos a mano.
  • Concéntrese en la diversión Juegue en el parque, o camine por el zoológico o en un sendero natural. Cocinen una comida saludable juntos.
  • Limite el tiempo de pantalla. No coloque un televisor en la habitación de su hijo. Evite los bocadillos y las comidas frente al televisor.
  • Verifique con los cuidadores o las escuelas. Asegúrese de que ofrezcan alimentos saludables, tiempo de juego activo y TV o videojuegos limitados.
  • Haga cambios poco a poco. Si toma leche entera, cambie a leche al 2% por un tiempo, luego pruebe incluso leche con menos grasa. Si maneja a todos lados, intente caminar hasta la casa de un amigo cercano y luego intente caminar un poco más.

PDF (127 KB)

Ilustración de lectura en familia con los niños.

Crear vínculos con sus hijos

Los padres tienen un trabajo importante. Criar niños es gratificante y desafiante. Ser sensible, receptivo, constante y disponible para sus hijos puede ayudarlo a construir relaciones positivas y saludables con ellos. Los vínculos emocionales fuertes que resultan ayudan a los niños a aprender a cómo manejar sus propios sentimientos y comportamientos y desarrollar la confianza en sí mismos. Los niños con fuertes conexiones con sus cuidadores tienen más probabilidades de enfrentar los desafíos de la vida.

Para construir relaciones sólidas con sus hijos:

  • Oberve cuando los niños muestren buen comportamiento y hágales elogios específicos.
  • Ofrezca a los niños trabajos significativos en el hogar y un reconocimiento positivo después. Ayúdelos a mejorar sus habilidades paso a paso.
  • Use palabras, tonos y gestos amables al dar instrucciones o hacer solicitudes.
  • Pase tiempo todos los días en una interacción cálida, positiva y amorosa con sus hijos. Busque oportunidades para pasar el tiempo en familia, como tomar caminatas después de cenar o leer libros juntos.
  • Haga una lluvia de ideas compartida sobre soluciones a problemas en el hogar o la escuela.
  • Establezca reglas para usted mismo para el uso de dispositivos móviles y otras distracciones. Por ejemplo, revise su teléfono después de que su hijo se acueste.
  • Pregunte sobre las preocupaciones, inquietudes, metas e ideas de su hijo.
  • Participe en las actividades que le gustan a su hijo. Ayude y asista a sus eventos, juegos, actividades y actuaciones.

PDF (135 KB)

Ilustración de dos hombres que conversan y toman café.

Construir relaciones saludables

Las relaciones fuertes y saludables son importantes a lo largo de su vida. Pueden afectar su bienestar mental y físico. De niño, usted aprendió las habilidades sociales necesarias para formar y mantener relaciones con los demás. Pero a cualquier edad puede aprender formas de mejorar sus relaciones. Es importante saber cómo es una relación saludable y cómo mantener sus conexiones de apoyo.

Para construir relaciones saludables:

  • Comparta sus sentimientos honestamente.
  • Pida aquello que necesita de los demás.
  • Escuche a los demás sin juicio o culpa. Sea cuidadoso y empático.
  • Sea respetuoso cuando esté en desacuerdo con otros. Los conflictos no deben convertirse en ataques personales.
  • Evite ser excesivamente crítico, arrebatos de ira y comportamiento violento.
  • Espere que los demás lo traten con respeto y honestidad a cambio.
  • Comprométase. Intente llegar a acuerdos que funcionen para todos.
  • Protéjase de las personas violentas y abusivas. Establezca límites con otros. Decida lo que esté y no esté dispuesto a hacer. Está bien decir que no.
  • Conozca las diferencias entre las formas saludables, no saludables y abusivas de relacionarse con los demás. Visite http://espanol.thehotline.org/

PDF (131 KB)

Información relativa

Obtenga más información

Actualizada en Agosto de 2020