Temas de salud

Marzo de 2021

Foto de una mujer ayudando a una mujer mayor con el papeleo

Un nuevo estudio revela que los problemas financieros pueden ser un signo temprano de demencia. Algunos adultos mayores tenían estos problemas años antes de que se les diagnosticara la enfermedad de Alzheimer o una afección relacionada.

La demencia provoca cambios en el cerebro que pueden interferir con la vida diaria. Esto incluye la capacidad de administrar las facturas y otras finanzas. Los investigadores analizaron cuándo comienzan estos problemas.

El equipo examinó la información médica y crediticia de unos 80.000 adultos. Las personas tenían 65 años o más, vivían solas y recibían atención médica a través de Medicare. El equipo de investigación registró retrasos en el pago de facturas y caídas en las puntuaciones de crédito.

Las personas que desarrollaron demencia eran más propensas a tener retrasos en el pago de facturas. Esto comenzó seis años antes de ser diagnosticadas.

También era más probable que sus puntajes de crédito cayeran por debajo de 620 (lo que se denomina “subprime”). Esto comenzó dos años y medio antes de recibir su diagnóstico.

“Nuestro estudio es el primero en proporcionar evidencia cuantitativa a gran escala del adagio médico de que el primer lugar donde hay que buscar la demencia es la chequera”, afirma la Dra. Lauren Nicholas de la Universidad Johns Hopkins. “La evaluación y detección tempranas, combinadas con la educación financiera, son importantes para proteger el bienestar financiero del paciente y sus familias”.

Enlaces

Referencias

Financial Presentation of Alzheimer Disease and Related Dementias. Nicholas LH, Langa KM, Bynum JPW, Hsu JW. JAMA Intern Med. 2020 Nov 30. doi: 10.1001/jamainternmed.2020.6432. Online ahead of print. PMID:33252621.

Información relativa

Obtenga más información

Actualizada en Julio de 2021