Temas de salud

Septiembre de 2018

Ilustración del camino del herpes zóster en el cuerpo

¿Alguna vez tuvo varicela? Si es así, corre el riesgo de contraer una enfermedad llamada herpes zóster. Aproximadamente una de cada tres personas contraerá herpes zóster en algún momento de su vida.

Después de la varicela, el virus se vuelve inactivo y se esconde en su cuerpo. El herpes zóster es causado por la reactivación del virus, pero sus síntomas pueden ser mucho más graves. Pueden aparecer quemaduras, ampollas y ampollas con picazón en un costado del cuerpo o la cara. También puede sentir fatiga, fiebre, dolor de cabeza o malestar estomacal.

Las erupciones y las ampollas pueden demorar entre tres y cinco semanas para sanar. Sin embargo, el dolor puede durar mucho más. Es posible obtener herpes zóster más de una vez.

A medida que envejece, aumenta el riesgo de desarrollar herpes zóster. El herpes zóster ocurre con mayor frecuencia en adultos mayores de cincuenta años, pero puede aparecer a cualquier edad.

En la actualidad, hay dos vacunas contra el herpes zóster aprobadas por la FDA (Administración de Alimentos y Medicamentos de los Estados Unidos) para personas mayores de cincuenta años. Estas vacunas pueden ayudar a prevenir el herpes zóster o a reducir el alcance de los efectos que puede causar.

Obtenga más información sobre el herpes zóster.

Enlaces

Información relativa

Obtenga más información

Actualizada en Octubre de 2020